Tips para despedir a un empleado de forma amigable

Escrito por: Norma Garcia en 22-jul-2015 6:00:05

tips-para-despedir-a-un-empleado-de-forma-amigable

Ya sea por temas obligatorios y fuera de tu alcance, como un recorte de personal o debido a la baja productividad del empleado, el tema del despido siempre será complicado. No es sencillo para un líder tener que decirle adiós a un trabajador, los sentimientos que esta decisión genera no son fáciles de sobrellevar.

Antes de llegar a estos extremos, es necesario que evalúes con regularidad el desempeño de cada uno de los colaboradores, actúa de manera inmediata cuando surja un problema en el equipo, y en caso de que haya alguien que esté fallando, genera reuniones continuas para conocer los motivos de su baja productividad.

¿La decisión está tomada?

Si después de estos intentos de recuperación, el trabajador no responde adecuadamente, es tiempo de tomar las medidas necesarias. Los expertos recomiendan que si estás 100% seguro de anunciarle a un colaborador que pronto dejará de formar parte de la entidad, muestres tu fortaleza y no pospongas lo inevitable, ya que el riesgo, tanto para el equipo de trabajo como la empresa, puede ser mayor de lo esperado.

Gestionar recursos humanos no es sencillo, pero alguien tiene que hacerlo. A continuación, te brindamos algunos tips para despedir a un empleado de forma amigable:

  1. Sin rodeos: Tomaste una decisión y no darás marcha atrás. No brindes más explicaciones de las requeridas y emite el mensaje directo: “Tu desempeño ha ido disminuyendo y hemos decidido prescindir de tus servicios”, “Las circunstancias nos han llevado lejos y tenemos que despedirte”, son algunas frases que pueden ayudarte a decirle adiós. No "endulces" la situación, no servirá de nada.

  2. No te dejes influenciar: Da todos los argumentos que avalan su despido, pero no des detalles de la decisión que has tomado. Si bien, el empleado tiene derecho a conocer las razones que te motivaron a decirle adiós, no entres en detalles porque podría ser indicio para generar frases como “no me puedes hacer esto, nos conocemos hace mucho”, “sé que no he puesto mi mejor empeño, lo haré mejor”. Evita los dramas.

  3. Reconoce las fortalezas: La situación puede ser de lo más tranquila. El empleado ha hecho su mayor esfuerzo, pero no contaba con las capacidades para desempeñar sus labores, aquí es cuando le agradeces por su trabajo, le deseas buena suerte en proyectos futuros y resaltas sus cualidades profesionales.

  4. No pelees: En otros casos, habrá quien no tome las cosas de la mejor manera y comience a enfadarse; no entres en ese juego, no respondas las agresiones, eres el líder de la compañía y siempre debes tratar de mantener la calma y la cordura.

  5. Ten todo preparado: Una vez que tomaste la decisión de decirle adiós a un colaborador, es imprescindible que tengas todos los documentos listos para que el ahora exempleado pueda irse sin complicaciones. Será de mal gusto hacerlo volver y enfrentarlo a sus excompañeros; evita estas situaciones desagradables.

La decisión no es fácil, pero quizá el despido sea un mal necesario. Al final, lo importante es que los objetivos empresariales se cumplan. Rodéate del mejor talento, mejora tus filtros en el proceso de reclutamiento, motiva a tus colaboradores y asegúrate de que los despidos sean mínimos en tu compañía.

Categoría: Blog, Rotación de Personal

¡Suscríbete a nuestro Blog!

New Call-to-action