Buenas Prácticas para Convertir a Tu Empresa en Employer Branding

Escrito por: Norma Garcia en 14-mar-2017 19:11:26

buenas-practicas-para-convertir-a-tu-empresa-en-employer-branding.jpg

Google, Facebook, Twitter, son algunas de las empresas más cotizadas en el mundo, aquellas en las que todo profesional desea trabajar. Esta popularidad, más allá de del prestigio y los sueldos que ofrezcan a sus colaboradores, se debe a la imagen que se han construido a lo largo de los años. Misma que les ha permitido captar al mejor talento.

Para este tipo de compañías, el objetivo siempre ha sido convertirse en un referente para los candidatos, lo que lograron gracias al employer branding, estrategia que combina el trabajo de los departamentos de marketing y recursos humanos para conseguir un buen posicionamiento en el mercado laboral. En esta época, en la que los profesionales se están especializando, son las empresas las que deben “pelear” por conseguir a los mejores candidatos, además de promover el compromiso y orgullo por pertenecer a su equipo laboral.

Esta construcción de una marca, no sólo permite a la compañía competir en el mercado, sino generar estrategias para motivar y retener a los mejores empleados que ya estén dentro de la organización. Esto lleva a muchos líderes a delinear sus objetivos a corto, mediano y largo plazo, para ser reconocidos tanto al interior como al exterior de la empresa.

El ABC del employer branding

Toda estrategia debe de estar centrada hacia dos direcciones de la empresa: la interna y la externa. La primera, se trata de motivar y satisfacer al propio equipo de trabajo, ya que de nada sirve hacer hasta lo imposible por atraer al mejor talento, si “en casa” no hay ninguna estrategia de retención laboral. No olvides que la recomendación boca a boca es la que mejor funciona para que los mismos empleados se vuelvan embajadores de la marca. ¡No lo arruines!

Por su parte, en la dirección externa, se llama la atención de los mejores profesionales del mercado. Atraerlos y retenerlos se traduciría en una ventaja competitiva para la compañía. Una vez que la empresa logre ser identificada por los candidatos, se puede hablar de que va por buen camino en la construcción de marca.

Con respecto a la creación de una estrategia de reconocimiento de marca, se recomienda que a la hora de buscar colaboradores, se vaya más allá de la publicación de una vacante, para conocer al profesional únicamente a través de un simple cuestionario. Lo ideal es generar un programa en donde se ofrezca la idea central de la marca, su visión, los valores y compromisos de la empresa.

Por esto, es necesario identificar cuál es la imagen que se desea proyectar y enfocar esfuerzos a lograr este objetivo; a partir de allí, se fijan las líneas a seguir para atraer la atención de aquellos talentosos en busca de empresas con buena imagen.

Los beneficios del employer branding

Cuando la empresa se concentra en su construcción de marca, los beneficios se hacen presentes casi inmediatamente. Primero, se incrementa el número de profesionales que quieren formar parte de esa compañía, ya que al ser vista como una organización exitosa, los nuevos talentos se sienten atraídos. Esto deriva en un grupo de profesionales comprometidos y motivados con la cultura de su organización, que además de elevar la productividad y facilitar el éxito de la compañía, disminuye –considerablemente– el índice de rotación laboral, así como los costos correspondientes al proceso de reclutamiento y selección de capital humano.

Asimismo, el employer branding es una práctica que permite eliminar el número de colaboradores “falsos”, ya que al colocarse como una empresa “perfecta”, los profesionales que se postulan a alguna vacante, lo hacen porque realmente cumplen con el perfil, lo que incrementa la adecuación persona-puesto.

La tecnología y el employer branding

Las redes sociales y bolsas de trabajo son herramientas utilizadas por las empresas para dar a conocer la imagen corporativa. A través de estas plataformas, encontraron una nueva oportunidad para captar profesionales con gran talento, por lo que se han dado a la tarea de generar estrategias específicas para este tipo de público.

La idea es que los profesionales encuentren en la empresa un foro clave en donde se puede identificar el target al que se está dirigiendo, y es que no se trata de ofrecer una simple vacante, sino el respaldo de una organización que se preocupa por el bienestar de cada uno de los trabajadores.

La gestión y reclutamiento de talento evoluciona con la llegada de nuevas tecnologías, por lo que es momento de que tus colaboradores hablen de lo bien que se sienten al formar parte de tu compañía y, además, de que el talento externo se “pelee” por alguna vacante que ofrezcas en ella. Asegúrate de ser la empresa en la que todos quieren estar, transmíteles orgullo, pasión y compromiso, ya que de esta manera los motivas para que se “pongan la camiseta” y, por lo tanto, hagan equipo para concretar los objetivos de la empresa. 

Categoría: Blog, Gestión del Capital Humano, Administración del Capital Humano

¡Suscríbete a nuestro Blog!

New Call-to-action